Somos varias mujeres y  hombres todas y todos trabajadores de la legislatura del estado de Zacatecas que a diario y constantemente sufrimos acoso laboral y actitud despótica del director de administración Álvaro Puente.
Desde hace años queríamos  hacer la denuncia pública, pero hay temor constante de represalias por parte de esta persona que desde que llegó implantó una forma de implantar terror y disciplina peor que si trabajamos en empresas privadas.
Las cosas llegaron al límite cuando en el tiempo de la pandemia y se entró en el esquema de guardias interpretó a su modo las determinaciones aprobadas por los órganos de gobierno y  obligó además a mujeres embarazadas y a otras con hijos recién nacidos a acudir a las oficinas a trabajar. Fue en en su área y personal que trabaja directamente en las áreas a su cargo donde más  trabajadores y trabajadoras se concentraban, incumpliendo con las disposiciones sanitarias. Por eso hubo casos de covid en la legislatura. 

Agrede, acusa, señala, amenaza e implanta disposiciones administrativas y de control de personal que rayan en la disciplina militar y dice que son instrucciones de los diputados. Siempre se escuda en los diputados para agredir laboralmente a las y los trabajadores. 

Tenemos temor de sus acciones, es altamente voluble y bipolar. siente que el congreso del estado es una empresa y él es el dueño y así pretende tratar a los trabajadores aunque a los diputados les da otra cara. Ningún trabajador o trabajadora quiere hacer denuncia pública y dar la cara por temor a represalias  por eso se hace este escrito para que tantos los medios de comunicación como las comisiones legislativas estén entrada de sus acciones y actitudes.
Sobe todo personal de intendencia, de apoyo, secretarias y auxiliares  son los que más sufren de sus acciones despóticas y prepotentes. Además es de los que tiran la piedra y esconden la mano y utiliza mucho a sus subalternos de recursos humanos y servicios generales para implantar el acoso y terror laboral y en ocasiones el mismo agrede y regaña a personal mas vulnerable como personal de seguridad, de intendentes y de servicios generales. 

Ojalá se haga algo y la gente se anime a dar la cara y acusarlo. Apelamos a que la próxima legislatura tome cartas en este asunto.
Se preguntarán quién es el responsable de este correo. Soy una mujer trabajadora que he sido víctima de sus ataques y arranques de  capataz  y tengo temor  de sus represalias por tanto cuido mi identidad.
Sé que debo ser responsable de  mi trabajo  y al igual que mis compañeras y compañeros debo respetar las reglas y determinaciones administrativas, horarios de entrada y salida y cumplir con mis encomiendas; pero hay formas y se debe respetar la integridad de las personas, su dignidad y condiciones. Alvaro Puente no respeta y actúa como capataz  con palabras altisonantes  que nos dañan como personas. 

Recién que inició el semáforo verde y se nos notificó que ya todo mundo regresaría a actividades normales, se incrementaron las acciones de hostigamiento y acoso laboral por parte de esta persona y creo que ya es intolerable su actitud.

Afortunadamente hemos tenido algunas conferencias organizadas por la unidad de estudios para el   adelanto de las mujeres y equidad de género que me ha permitido abrir los ojos y saber que tengo derechos yo y mis compañeras y compañeros y por eso me animo a denunciar pero cuidado mi anonimato por obvias razones.

Ojalá algo bueno salga de esto.
PD: Sé cómo actúa el contador y buscará rastrear este correo para dañarme, por tanto no respondere mensajes y desactivar la cuenta. Este es el único envío. por su atencion gracias

Deja un comentario